Yo solo qise
que fuera su rostro…